domingo, 17 de octubre de 2010

Para saber más


Para saber más. No.1

LOS AERÓGRAFOS

Por José L. Parada C.
Director. Profesor
Action Art Europe
Escuela de Aerografía
Barcelona. España

Los aerógrafos son instrumentos mecánicos para ilustración a base de aire no respirable. Fabricados en acero inoxidable o alumnio y recubiertos de níquel. Pueden limpiarse con agua, limpia cristales, limpiadores multi usos caseros (jamás desgrasantes de cocina) incluso, disolvente universal o thiner.
Un aerógrafo es eterno, salvo sus partes que son recambiables por repuestos cada 6 meses, incluso un año o más.
Muchas marcas y diseños de aerógrafos abundan en el mercado, pero desde 1895, sólo existen dos modelos de aerógrafos que prácticamente han permanecido invariables. El Aerógrafo Simple Acción y el Doble Acción que describiremos a continuación y con los que enseñamos aerografía en nuestra escuela.

Aerógrafo  Simple  Acción

Este aerógrafo debe su nombre a la manera sencilla en que atomiza y pinta.  El sistema de uso de este aerógrafo hace fácil el proceso de aprendizaje de nuestros alumnos.  Consta de 2 partes vitales: El tronco, que se compone de una sola pieza, en la que está calibrado el sistema de conducción de aire y el movimiento del gatillo que deja salir el mismo para poder pintar, y por debajo se enrrosca la manguera que trae el aire desde el compresor hasta el aerógrafo. El Cabezal: Compuesto por la boquilla o (tip), el cono y la aguja.
Las partes que conforman el cabezal del aerógrafo Simple Acción llevan grabadas números (1-3 o 5) o marcas que equivalen a esta numeración, con el fin de identificar los tres tamaños que de manera ascendente, indican el tamaño de las piezas.  Entre más grande sea el número, más grande será la pieza, y en consecuencia, más grande el ancho de aplicación del aerógrafo.
El Simple Acción se usa mucho para hacer trabajos de texturización, fondeados amplios, parejos y planos. Para trabajos de producción artesanal de todo tipo, especial para murales y aplicaciones de muchas plantillas.
El aerógrafo Simple Acción debe su nombre porque enrroscando y desenrroscando la aguja dentro del cono, unidos al cabezal, se determina la cantidad de pintura que se atomiza y el ancho de la misma, se oprime el gatillo y ya está.
No por desmejorar la razón de su uso profesional, el aerógrafo Simple Acción no es un aerógrafo de altísima presición, por lo que muchos trabajos de hiperrealismo, realismo fantástico, impresionantes detalles y acabados perfectos donde se requiere un dominio manual muy preciso, no se aconseja hacerlos con este aerógrafo, ya que por su diseño, lo forzaríamos a realizar una utilidad para la que no fue diseñado.
Sin embargo en la escuela siempre aconsejamos tenerlo en nuestro equipo de trabajo, porque su uso es muy importante y las posibilidades son infinitas.








Aerógrafo  Doble  Acción
Este aerógrafo está lleno de calificativos que sobrevaloran su imagen, cuando en realidad viene siendo el desconocimiento de su uso y de su inadecuada instrucción, lo que  frustra y desmejora la calidad técnica de quienes, sin saberlo usar correctamente, lo abandonan en un cajón, encerrando con él, tanto una mina de oro como sus frustrados sueños de hacer aerografía. Definitivamente, para usar un aerógrafo Doble Acción hay que hacer un curso con alguien que lo sepa usar muy bien y que con dedicación le guste enseñar.
Afortunadamente para eso estamos nosotros.
Como profesor de aerografía profesional, he constatado que han sido los mismos instructores, los atelieres, talleres o como quieran llamarlos, los responsables de que los alumnos o futuros aerografistas, no se conviertan en tales, porque tampoco saben usar el aerógrafo Doble Acción como se debe. ¿En que sostengo mis argumentos? Todo árbol se conoce por sus frutos. Ver el trabajo de un aerografísta profesional, y/o el de sus alumnos, es en parte, constancia de esa realidad. Otra cosa muy distinta es enseñar bien aerografía, y enseñar al aerografista a ser un profesional, pero esa es otra historia.
El Señor de Aerógrafos es más sofisticado, es de alta precisión, usarlo correctamente es lograr detalles increíbles, al punto de presindir de las plantillas y los enmascaramientos, que para  opinión de muchos, incluyéndome, pueden llegar a ser una verdadera tortura y pérdida de tiempo, y en consecuencia  pérdida de dinero.
Pienso que tras décadas, la evolución de la Aerografía como profesión, más que como oficio, debe incluir el desarrollo de la destreza, soltura manual y acertada aplicación de las perfectas atomizadas que se  logran fácilmente con el aerógrafo Doble Acción , es cuestión de saberlo hacer.





El aerógrafo Doble Acción consta de 2 partes compuestas. El tronco que contiene: el tornillo sujetador de la aguja, la aguja, el mango el gatillo, el resorte de va y ven y el gatillo. Todas estas vitales partes deben ser cuidadosamente limpiadas luego de toda una jornada, por lo que cada vez que se deja de trabajar, se ha de desarmar el aerógrafo, limpiarlo y volverlo a armar. Debajo el sistema de control de aire que es interno se enrrosca a la manguera que unida al compresor conduce el aire a su destino.
El cabezal está compuesto por una pieza enrroscable que sostiene el tip o boquilla, y el cono, igualmente vitales, deben lavarse luego de trabajar.
La aguja, el cono y el tip, al igual que el aerógrafo Simple Acción, están enumerados de forma ascendente (1-3-5) o con marcas que las identifican. Ya de por sí, el aerógrafo Doble Acción hace finísimas líneas con un aguja No. 3, imaginemos la No. 1. EL hecho de que la aguja, el cono y el tip estén enumerados, es porque para usarlos deben ser correlativos, es decir, las tres piezas deben tener las misma numeración, ya que una auja No. 5 con entrará dentro de un cono No. 1. La aguja No.1 es muy delgada, la No.3 es menos y la No. 5 más gruesa, igualmente el cono y el tip.
El aerógrafo Doble Acción debe su nombre porque el aerografista puede controlar la salida de aire y la salida de pintura al mismo tiempo y con un solo dedo, ambas acciones realizadas de manera constante y simultánea es el origen que determinó su nombre desde hace mas de 100 años.




    Para la escuela de Aerografía Action Art Europe, es vital que el alumno conozca perfectamente el uso correcto de estos dos aerógrafos.
Durante todo el proceso del curso la destreza que enseñamos a cada alumno en el uso de estos dos aerórgafos, se desarrolla satisfactoriamente en todos los casos, brindando resultados que saltan a la vista.
Con 10 años de experiencia sabemos el poder que tiene la comunicación visual como producto de consumo, así como el contenido conceptual que el artista crea en sus trabajos, y quedan constatados en su pequeño portafolio.  Son estas y nuestra manera de enseñar aerografía las garantías de optener una imagen publicitaria que vende, tanto al aerografista como su cotizable trabajo dentro del mercado y el competitivo mundo de la aerografía, siempre en constante evolución. Ese es tan solo, es parte nuestro trabajo.









Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...