lunes, 17 de agosto de 2020

HISTORIA DE LA ILUSTRACIÓN FANTÁSTICA 26

 

Historia de la Ilustración Fantástica 26

 

Compilada y redactada

Por José L. Parada C.

Director Action Art Europe

Escuela de Bellas Artes

Aerografía Profesional

WWW.ACTIONART.ES

WWW.JLPARADA.COM

 

Capítulo 26

 

Los Artistas.

 

BOB EGGLETON

Un Universo a su manera.

Una de las fuentes de la inspiración es la propia vida, es en nuestra infancia donde aquellos mundos paralelos que parecían anclarse en la realidad formaban parte principal del concepto bajo concebíamos el mundo, siempre acompañado por una figura familiar, ya fuese el padre o la madre, aquellos guías nos mostraron la entrada a aquellos parajes que transformaron nuestra imaginación hacia lo que pensábamos era nuestro propio mundo.


Los artistas hemos podido sobrevivir a eso, resguardando sabia, y celosamente ese mundo extraño, pero perfecto donde todo se originó, y así se mantiene con nosotros hasta el final. Algunas veces lo compartimos con quienes lo entienden, lo aprecian o respetan, y otras lo sacamos al mundo real en forma de arte y los exponemos al mundo de afuera.


En el caso de Bob Eggleton justamente ocurrió así, y sumado a su larga trayectoria artística, su vasto trabajo profesional y su exitosa carrera, es, como pocos, uno de los que ha podido trasladar fielmente ese toque puro de su infancia y pincelada inocente del niño que conoció esos mundos al hombre que profesionalmente los convirtió en fantásticas ilustraciones que completaron grandes obras de ciencia ficción, cómics, publicaciones comerciales y editoriales.

 

 Bob Eggleton nació en Concord, Massachusetts el 13 de septiembre de 1960, desde niño desarrolló un talento nato por el dibujo y la Pintura, Eggleton recibió un aliento y apoyo incondicional de su padre, el cual lo dotó de buenos libros siempre a gusto de su hijo por las aventuras, la ciencia ficción y la fantasía. Despertó una pasión por  los  museos del espacio y aeronáutica, así como museos de historia natural avocados a la paleontología, los cuales casi lo convencen de haber elegido una carrera científica.  Al acercarse a la adolescencia  fue obvio que su vocación por la ilustración, el arte y el diseño se hicieron evidentes, su familia le apoyo durante las elecciones de carrera que tomó, pero  Eggleton abandonó su escuela de arte porque sintió que no era para él, buscando otras alternativas que saciaran su sed de conocimiento de manera dispersa en varios institutos artísticos de los que absorbió lo que le interesaba.

 AL principio de su carrera a finales de los 70´s, Eggleton siendo un fanático de Godzilla ,  ilustró  numerosos cómics e este personaje,  al igual que revistas y libros infantiles basados en él y trabajó como consultor creativo en el remake estadounidense . Mientras estaba en Japón apareció como extra en una de las películas más recientes del famoso monstruo.

 

 En 1984 logró su  primera portada para su propio libro, para Baen Books . Ha trabajado para varias editoriales desde entonces. Los dibujos y pinturas de Eggleton cubren una amplia gama de temas de ciencia ficción, fantasía y terror, y representan naves espaciales, mundos y habitantes alienígenas, dragones, vampiros y otras criaturas de fantasía, las cuales ganaron popularidad por dejar marca de su estilo.

Su opinión sobre las naves espaciales era que deberían verse orgánicas, y afirmó que cuando era niño, estaba decepcionado con los transbordadores espaciales y los cohetes producidos por la NASA; no se parecían en nada a lo que habían prometido los artistas de fantasía de los años veinte y treinta. Su fascinación por los dragones se originó en su interés infantil por los dinosaurios, que se puede ver en el libro Saludos desde la Tierra . Sus pinturas se encargan y compran en convenciones de ciencia ficción y se utilizan como portadas de libros, la mezcla de los dos conceptos antagónicos: la prehistoria y el futuro espacial dejaron una marca especial en su estilo, que lo identifican automáticamente.


Durante la década de los 80´s Eggleton producjo una gama bastante amplia de producciones sobre la fantasía y horror, así como ciencia ficción, pero fue especialmente conocido por sus pinturas espaciales y de naves espaciales, que fueron a la vez interesantes  por sus detalladas y profundamente románticas escenas. Su popularidad fue creciendo en los medios editoriales hasta que en 1988 fue nominado a la categoría Mejor Artista Profesional de los Premios Hugo en U.S.A.


 Eggleton fue galardonado con el Premio Hugo al Mejor Artista Profesional ocho veces, ganando por primera vez en 1994. También ganó el Premio Hugo al Mejor Libro Relacionado en 2001 por su libro de arte "Saludos desde la Tierra". También ganó el Chesley Award for Artistic Achievement en 1999 y fue el invitado de honor en Chicon 2000 .


 En el 2000 Eggleton ilustró cartas para el juego de cartas coleccionables Magic: The Gathering . Ya consagrado internacionalmente su arte se puede ver en las portadas de numerosas revistas, publicaciones profesionales y libros del mundo de la ciencia ficción, la fantasía y el terror de todo el mundo, incluidos varios volúmenes de su propio trabajo. También ha trabajado como ilustrador conceptual para películas y emocionantes atracciones.

Últimamente, Eggleton se ha centrado más en comisiones privadas y trabajos por encargo. Es miembro electo de la Asociación Internacional de Artistas Astronómicos y miembro de la Asociación de Ciencia Ficción de Nueva Inglaterra.

 

 

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...