viernes, 11 de octubre de 2013

AEROGRAFIA TEMAS DE INTERES

TEMAS DE INTERES.



Aerografía sobre cuero.


 Unas de las múltiples aplicaciones de la aerografía es la experimentación sobre este resistente material que ha impuesto la moda como atuendo personalizado, el cuero.


Durante los últimos 25 años, se han diseñado distintos pigmentos, aditivos y fijadores para resolver el problema de la adherencia, la permanencia, la resistencia y la durabilidad del arte sobre una superficies tan expuesta al roce, el maltrato y la intemperie.
 Sin embargo, dicha evolución química sigue tratando de que esto ya no sea un problema, pero a mi parecer, todavía  le falta pulir detalles.


Sin embargo, si existe una manera de poder realizar un trabajo hermoso y creativo sobre esta voluble superficie y explicaremos cómo hacerlo.



Primeramente, el cuero debe ser limpiado y eliminar cualquier residuo de grasa que pudiera tener, esto se hace solo para pintar sobre él, ya que de por si, el cuero también necesita humectación como cualquier piel para mantenerse con una apariencia nueva, que no muestre raspones, se no vea ni sienta áspero, ni comience a resquebrajarse como ocurre cuando no se da mantenimiento adecuado. Por lo general, para que el cuero luzca su brillo elegante y distinguido, se le aplica leves capas de vaselina que al absorberse le dan al cuero su característica apariencia.


Antes de pintar, se limpia el espacio con un algodón impregnado de alcohol, esto elimina la grasa y evitará extrañas manchas en el acabado. Luego se aplica una suave base transparente con el aerógrafo, este químico permite que el color no se parta ni muestre grietas al secarse, ya que el cuero no es tan poroso como la tela o el papel, el cuero tiene surcos y si queda mal, parecerá que el dibujo tiene arrugas.



Luego se fondea de blanco todo el espacio a pintar, ya que ¿Cómo pretenden pasar el dibujo al cuero y lograr que luego de levantar el calco, se vea si el cuero es de color?
Lógicamente, si pasan el dibujo al cuero, simplemente las marcas del lápiz no se verán nunca, porque el soporte no lo permitirá, fondeando de blanco se evitan esa molestia.


Recomiendo usar primero acrílicos extra opacos de base, y luego los trasparentes y/o los de efectos especiales, porque el cuero no se comporta como el papel ni las telas, tiene su manera de retener el color y hacerlo reaccionar, ya lo verán.


Una vez acabado el trabajo, todo debe barnizarse con el aditivo correcto (Lo siento, ninguna marca paga este espacio, con lo cual nunca le haré publicidad) este barniz ayuda a la fijación. Claro está que no deben confiarse de andar tirando la pieza como si fuese un juguete, ya que al fin y al cabo, está pintada.



A veces, se usa catalizadores químicos, que se mezclan con el acrílico por gotas para poder garantizar su adherencia,  dichos catalizadores se secan en menos de tres días y el pigmento no usado en el frasco se pierde si no se usa.


Hay quien pone un paño sobre el trabajo y lo plancha, pues cuidado con calentar mucho la plancha.



Mucha suerte.
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...